Los 5 peores errores invirtiendo dinero

wall street

Desde antes de cumplir 18 años he tenido claro que nadie se hace rico trabajando, siempre quise emprender y que mi dinero nunca estuviera parado. Cuando me hice mayor de edad , empecé a operar en bolsa, ganar más de un torneo de póker y tradear con criptomonedas. Echando la vista atrás, creo que son tres disciplinas bastante complicadas y que me pudo faltar formación antes de entrar en ellas, pero no es ningún error de los que voy a hablar aquí. Los errores invirtiendo dinero a que me refiero es a nivel básico, que me hubiera gustado saber antes de empezar a hacer que el dinero trabajase para mí. Si nunca has invertido, o lo haces desde hace poco, te recomiendo que los sigas al pie de la letra.

Los errores invirtiendo dinero más comunes en principiantes

Antes de empezar a enumerar los errores quiero dejar clara una cosa. No importa la cantidad de dinero con la que empieces, puede ser desde 10 euros hasta la cantidad que tu elijas. Lo importante es cómo se trabaja a partir de esta cantidad y este será el primer error más común de los que voy a hablar.

1. No rompas tu bankroll

No vas a conseguir esta cantidad de dinero en dos días

Pongamos que quieres invertir dinero y lo tienes claro. Construyamos tu banca juntos, pero lo primero es lo primero: ¿qué es el bankroll? Pues bien, no es otra cosa que todo tú dinero disponible a invertir. Tenemos que ir haciendo que crezca para abrir operaciones más caras. Pongamos un ejemplo:

Cuando empecé a especializarme como jugador de póker de MTTs no sabía nada de lo que era “la banca”. Introduje en PokerStars 20 euros e hice que creciera a 200 euros en cuestión de semanas jugando torneos de 2€. El problema fue que cuando creció el dinero, creí que estaba preparado para dar el salto a torneos mucho más caros, olvidando el azar y lo que podía salir mal. Ya imaginaréis el resultado. Empecé a jugar torneos de 10€-15€ y en poco tiempo la banca volvió a ser mísera ¿qué hice conforme iba bajando? pues lo que no hay que hacer: jugar torneos más caros incluso.

Este es un claro ejemplo de cómo arruinar tu bankroll. Aunque el ejemplo haya sido de póker, puede pasarte en bolsa o en cualquier otra inversión que te propongas.

Cuando vi que mi juego era sólido y que simplemente había tenido mala suerte, empecé a buscar información acerca de qué había pasado. Porque chicxs, recordad una cosa, no importa cuánto sepáis de póker, bolsa, divisas, deportes… si no sabéis nada de educación financiera, vais a palmarlo tarde o temprano.

Voy a contaros cómo me repuse por palmar la banca por primera vez, cómo construí mi bankroll a partir de ahí y cómo llegué a formar la banca que tengo de 8.000€

Stake póker de Luciano Ramos = Bankroll / 250

El significado de Stake es de operación. Si mi Banca es de 250€, mi stake es de 1€. En póker quiere decir que no pude jugar a nada que tuviera un valor mayor a este importe. Esta banca es dinámica en mi caso. En cada modalidad tengo mi porcentaje y los 8.000 es de mi bankroll global. En bolsa y criptomonedas es de 1% por operación.

Si inviertes sin banca, date por perdido. No conozco ningún caso de éxito que haya ido bien sin respeto hacia tus fondos. Si te empeñas en recuperar lo perdido aumentando tu stake, lo vas a dañar más, tienes que ir reduciendo las operaciones hasta que vuelvas a recuperar lo perdido. Este planteamiento se basa en que tienes una estrategia sólida en la modalidad que hayas elegido para invertir tu dinero, si crees que es puro azar, a la larga no tienes por qué ganar más si tiras de instinto y es normal que quieras doblar tu stake para ganar dinero. En este caso, yo me buscaría otro hobbie con el que pasar las tardes.

Si has invertido en algo y tienes que rezar para que te de beneficios, no has hecho una buena inversión

2. Creer que si ganas, tus problemas financieros desaparecerán

Cuando empiecen a ir las cosas bien (si es que lo van), ¿qué harás con el dinero?

Seguro que a muchos se os viene a la cabeza: cambiar de coche, comprarte un capricho, viajar por todo el mundo… pues bien, este será un gran paso para que el propósito de invertir dinero se vaya al garete. La falsa felicidad de lo bien que sienta comprar algo. Es normal ser feliz si tienes un coche bonito que ver todos los días aparcado en tu garaje, pero somos humanos, seres que se cansan y siempre quieren más. La publicidad ha hecho mucho daño a nuestro modo de entender qué es la riqueza, así que voy a decir lo que para mi, en mi humilde opinión, es:

La riqueza de una persona se mide en el tiempo que aguantaría sobreviviendo en caso de que no le entrara un euro más en su cuenta corriente

No vas a ser más rico ni más feliz con más cosas, ni tiene sentido que pienses que el dinero que has conseguido con tus inversiones “ha sido fácil” porque yo llevo dos años creando mi banca y te puedo decir que es complicado lidiar con pérdidas y con meses en los que lo único que ves es cómo va cada vez más a menos tu bankroll. Así que, si ganas 2.000€ tres meses seguidos con tus inversiones y te compras un coche recién sacado de concesionario por el valor total, estás haciendo que tu stake no pueda crecer y añadiendo gastos (mantenimiento de coche, gasolina…).

Tengo 20 años y no tengo coche, podría comprar uno de 2.000 euros que me vendría genial para ir y venir de mi pueblo para estudiar, pero eso sería cargarse el 25% de mi bankroll, que tanto me ha costado construir. En cambio, si todo sigue igual, puede que un día el 1% de mi banca sea ese, y sí que me lo pueda permitir.

En definitiva, antes de invertir, necesitas saber qué es el dinero e información sobre educación financiera. Todos lo necesitamos y no es algo que se aprenda de un día para otro, es una enseñanza constante. Si no sabes por dónde empezar, te recomiendo que compres este libro mediante este enlace.

No quiero acabar este punto sin criticar el sistema educativo actual. Es deprimente que nos enseñen solo a especializarnos en una disciplina para acabar trabajando para otro cuando deberíamos saber cómo manejar el dinero y pautas sobre el emprendimiento. Nunca fui un buen estudiante, algún profesor hizo más de una premisa negativa sobre mi futuro en un aula delante de mis compañeros por no mostrar interés en nada de lo que me intentaban enseñar y hoy estoy a punto de crear mi primera empresa. Puede que vaya bien, puede que vaya mal, pero estoy seguro de que voy a aprender más que en 6 años (7 en mi caso) de ESO + Bachillerato.

3. Depender de tan solo un activo

La diversidad en tus inversiones debe de ser algo crucial. Por muy bien que te vaya en una disciplina, siempre hay malas rachas y malos resultados. En el mundo de las inversiones, perder forma parte del día a día. Así que, si en un mes te va mal en bolsa, estaría bien que tus resultados haciendo trading de criptomonedas te hiciera balance.

En mi caso, actualmente, tengo dos activos: este blog y lucic0rp. Estos dos proyectos me van generando ingresos cada mes. Ocasionalmente, algún fin de semana, hago alguna sesión de 18:00h hasta 1:00h de MTT’s. También invierto en bolsa, pero suele ser algo muy puntual, actualmente mi cartera está vacía. Pronto, quiero seguir los consejos de Andrinos y entrar en su grupo premium para invertir en deportes electrónicos. Sus resultados lo acreditan como un experto en la materia.

En definitiva, este punto no quiere decir que debas de lanzarte a lo loco a una nueva disciplina, pero sí que deberías plantearte invertir en algún proyecto (si aún no lo has hecho) y que recibas divindendos de forma mensual de tus activos. Lo puedes crear tú mismo, tal y como hice yo.

4. Los resultados te afectan en el día a día

Ni cuando ganas eres el mejor, ni cuando pierdes el peor

Cuando empecé, me ocurría algo muy a menudo, cuando acababa la sesión de MTT’s no podía dormir. Da igual si hubiera quedado primero o si hubiera perdido todo, me costaba muchísimo no pensar en si lo había hecho todo bien y en analizar la noche.

Buscando información, me di cuenta que nos pasa a todos, y tras leer consejos de muchos jugadores profesionales, aprendí a lidiar con ello. Así que, si justo antes de dormir dedicas tu tiempo a invertir, te voy a explicar por qué no eres capaz de descansar y consejos para hacerlo:

No podemos dormir debido a que estamos dedicando un esfuerzo mental constante en nuestra tarea, aunque paremos de hacerlo de golpe, nuestro cerebro sigue funcionando a alto nivel. Lo que recomiendo hacer es ponerte una serie, leer un libro, una ducha, jugar a un videojuego… lo que sea que pueda hacer que te olvides de tu sesión.

Con el tiempo, te acostumbrarás a evadir pensamientos posteriores. De todas formas, si te rayas igual, puedes ponerte justo después de acabar a ver tus operaciones y analizarlas, si hace que te quedes más a gusto, adelante.

Llevarte a tu día a día lo que sale bien y lo que sale mal es algo muy frecuente. Tienes que probar cosas para desconectar, investigar en internet, formar tu mente, lo que sea, pero si no eres capaz de estar en tu día a día feliz, no te merece la pena seguir multiplicando tu dinero.

5. No hacer networking

Para crecer y seguir especializándote en tu modalidad, debes charlar y conocer a gente que se dediquen a lo mismo. No te cierres en banda, porque solo te pueden ofrecer cosas positivas como inversor. Puedes unirte a foros, buscar personas en Twitter y, lo más recomendable, crear o unirte a un grupo Meetup de tu ciudad.

Somos muy pocos los que invertimos y no aceptamos la idea de vivir de un único sueldo, del cual, la hipoteca se va comiendo. Unirte a un grupo, conocer gente nueva, quedar/hablar semanalmente de vuestras operaciones, escuchar vuestros puntos de vista, métodos nuevos… Va a ser que todo sea mucho más divertido y sobre todo, te juntarás con gente emprendedora que potencialmente pueda ser un socio en un futuro.


Si este post os ha servido, me encantaría que me lo dejaras en los comentarios. Si tienes dinero en tu cuenta bancaria que está parado y no sabes cómo empezar en el mundo de las inversiones, o consideras que tu educación financiera no es adecuada, ponte en contacto conmigo desde aquí. Sé lo extenso que quieras, estaré encantado de ayudarte.

 

4 I like it
0 I don't like it